Gira la pantalla para disfrutar de todas las caracteristicas.

9 Hábitos que te ayudarán con la sequedad ocular

20/11/2016

¿Sensación de pesadez, ardor, arenilla, enrojecimiento, sensibilidad o lagrimeo excesivo?

Definición de sequedad ocular

La sequedad ocular se produce cuando la producción de lágrima es insuficiente o la calidad de ésta es mala, que causa una lubricación deficiente o una evaporación excesiva de la lágrima.

Síntomas

Si crees que tienes alguno de estos síntomas mencionados a continuación quizá sufras de ojos secos. En ese caso consulta a tu óptico optometrista de confianza.

  • Sensación de sequedad.
  • Sensación irritante, arenosa.
  • Quemazón.
  • Picazón.
  • Escozor.
  • Lagrimeo copioso (ojos llorosos).
  • Secreción mucosa.
  • Irritación debido al viento o al humo.
  • Secreción mucosa.
  • Irritación debido al viento o al humo.
  • Enrojecimiento.
  • Cansancio ocular.
  • Sensibilidad a la luz.
  • Molestias con lentes de contacto.
  • Sensibilidad a soluciones para lentes de contacto.
  • Dolor.
  • Infecciones de los párpados, orzuelos.
  • Sensibilidad a las lágrimas artificiales.
  • Adherencia de ambos párpados al despertarse.
Causas que pueden producir sequedad ocular

Las causas de la sequedad ocular pueden ser muy variadas y derivarse tanto de circunstancias internas como externas:

  • Uso de lentes de contacto.
  • Uso de pantallas como la televisión, ordenadores, tablets o teléfonos móviles.
  • Uso de colirios con conservantes.
  • Uso de fármacos sistémicos.
  • El estrés y factores ambientales como la contaminación, baja iluminación, baja humedad, calefacción, viento…
  • Envejecimiento o cambios hormonales.
  • Deficiencia de vitaminas o mala alimentación.
Hábitos saludables
  1. Higiene diaria de los párpados.
  2. Uso frecuente de lágrimas artificiales sin conservantes.
  3. Forzar el parpadeo y/o realizar pausas periódicas si se usan pantallas como la televisión, ordenadores, tablets o teléfonos móviles.
  4. No exponerse a corrientes de aire y usar gafas de sol.
  5. Usar humificadores para evitar la sequedad ambiental.
  6. En la medida de lo posible, evitar la contaminación ambiental (espacios con polvo, humo de tabaco o agentes irritantes, como disolventes, lejía, amoniaco…).
  7. Beber abundante agua.
  8. Una alimentación rica en ácidos grasos omega3 y vitaminas favorece una mejor calidad de la lágrima.
  9. Dormir adecuadamente entre 6 y 8 horas diarias.

La salud, primero de todo


Una de las mejores inversiones de tu vida, garantizado. Y ¡Ojo! No todas las gafas son iguales.

Si estás con una nueva apertura o quieres renovar el mobiliario de tu óptica contacta con Puerto Marches.

Capta clientes usuarios de Internet para tu óptica física. Pon en valor al profesional óptico optometrista.